Menu Content/Inhalt
 
Inicio arrow Segmentos turísticos arrow Deportes. Kayak. Abraham Levy llega a Baja California Sur
Advertisement
Deportes. Kayak. Abraham Levy llega a Baja California Sur PDF Imprimir E-Mail
escrito por Víctor Paredes   
martes, 29 de enero de 2008

Ballenas grises reciben a Abraham Levy en Baja California

·           El kayakista navega rumbo a Los Cabos junto con ballenas surcalifornianas

·           La segunda etapa de su travesía está documentada en su website: www.abrahamlevy.com

29 de enero de 2008. Tras 115 días de recorrido ininterrumpido por las costas de México, Abraham Levy ha arribado a las aguas de Baja California Sur para navegar en compañía de las ballenas grises que durante estas épocas reposan en esa zona del océano Pacífico.

Seguro de convertirse en el primer hombre en transitar completamente el litoral mexicano y a unos días de arribar a los Cabos, Levy ha documentado diariamente en su website www.abrahamlevy.com sus vivencias de esta segunda etapa, la cual ha definido “como la más difícil desde el inicio de la travesía”, debido a que el mar ha perdido la calma del Caribe y las distancias para reabastecerse de provisiones se hacen más largas.

El kayakista detalla los aspectos que han marcado la segunda etapa de su viaje, entre los que destaca el espectáculo natural que representó por primera vez al vislumbrar la cortina de agua que forman las ballenas grises que en esta temporada de invierno habitan en aguas mexicanas.

“Rumbo a la Bocana de la Laguna Ojo de Liebre me pareció ver una columna de humo que me hizo preguntarme si algo se estaría quemando a la distancia. Al navegar unos kilómetros más escuché algo y fue cuando comprendí que no era humo, sino chorros de agua que lanzaban las ballenas al salir a respirar. ¡Qué gusto! Por fin uno de los motivos que me impulso a hacer coincidir la travesía en esta fecha y lugar se ha materializado y pude ver como varias ballenas grises nadaban despreocupadas con sus ballenatos,” narra Levy en una de sus bitácoras.

Sin embargo, el invierno también ha traído a Abraham frío, olas de 11 metros, vientos de más de 60 km/hr y hasta temor al cruzar zonas donde la mar parece un río salvaje, como fue el caso de Estero de San José.

“Me hice a la mar con rumbo a la Boca de la que tanto me habían hablado y en la cual un día antes había vislumbrado olas de once metros que hacían que pareciera un río bravo. Aproveche la calma de la madrugada para salir, la marea estaba cambiando y durante varios kilómetros transite en constantes bajos y corrientes. Sentí temor, pues transitaba por una zona con abundantes tiburones azul, gris, maco y blanco, pero el viento ayudó para desplazarme sin contratiempos hasta Punta Eugenia” apunta Abraham.

Asimismo, señala que debido a que en esta zona convive la mar con el desierto, durante varias noches ha escuchado el fuerte aullar de los coyotes e incluso se percató cuando uno de ellos se acercó a su campamento en donde mordió el control de su cámara de video.

El aventurero mexicano detalla que a pesar de haber perdido algunos kilos de peso y del desgaste al que ha estado sometido se siente “entero” para concluir sin contratiempos la travesía, debido a que nunca ha descuidado la triada “alimentación-descanso-hidratación” que su equipo de nutriólogos y entrenadores le recomendaron desde el inicio de su travesía.

“El mayor reto de mi travesía ha consistido en mantener mi equilibrio físico y mental para afrontar los retos que se me presentan. En este sentido mi plan nutricional a base de vitaminas, ginseng y gingko biloba, así como mi entrenamiento físico, me dan la seguridad de que en junio llegaré avante a Chiapas para concluir con éxito mi meta” concluyó.

Contacto

Víctor Paredes / 04455 2259 2975 /

Modificado el ( sábado, 17 de mayo de 2008 )
 
< Anterior   Siguiente >